jueves, 25 de mayo de 2017

EL MITO DE LA BASE NAZI EN LA ANTÁRTIDA

Dos investigadores, Colin Summerhayes del Scott Polar Research Institute, que depende de la Universidad de Cambridge y Peter Beeching de Toronto han realizado un trabajo de intenso análisis documental para esclarecer las insistentes versiones que circulan en internet sobre la existencia de una base secreta de los nazis para la investigación de fenómenos extraterrestres que supuestamente se halla oculta en algún lugar de la Antártida. El informe concluye que si bien es cierto que los nazis viajaron a esta región remota, no lo es que ocultaran en sus profundidades valiosísimas obras de arte obtenidas durante la guerra, ni tampoco que construyeran platillos voladores con tecnología alienígena, y en la Argentina INFOBAE publicó un interesante artículo sobre el tema titulado "Por qué hay gente que cree que hay una base nazi secreta en la Antártida".

El abstract del informe de Summerhayes-Beeching dice textualmente:
En enero-febrero de 1939, una expedición secreta alemana visitó Dronning (o Reina) Maud Land, en la Antártida, aparentemente con la intención, entre otras cosas, de establecer allí una base. Entre 1943 y 1945 los británicos lanzaron una operación secreta antártica durante la guerra, denominada en código Tabarin. Los hombres del Special Air Services Regiment (SAS), las fuerzas encubiertas de Gran Bretaña por operar detrás de las líneas, parecían estar involucradas. En julio y agosto de 1945, después de la rendición alemana, dos U-Boats llegaron a la Argentina. ¿Habían estado en la Antártida para desembarcar tesoros nazis o jerarcas?
En el verano austral de 1946-1947, la Marina de los Estados Unidos parecía "invadir" la Antártida usando una poderosa fuerza. La operación, denominada Highjump, fue clasificada como confidencial. En 1958, tres armas nucleares fueron explotadas en la región, como parte de otra operación clasificada de Estados Unidos, llamada Argus. Dada la falta inicial de información sobre estas diversas actividades, quizás no es sorprendente que algunas personas las conecten para producir un patrón en el que se acusaría a los gobiernos de suprimir información sobre "lo que realmente sucedió", y se usaría estas porciones de información para construir el mito de una gran base alemana existente en la Antártida, así como de esfuerzos aliados para destruirla. Utilizando el conocimiento de datos previos de la Antártida y la información relativa a estas actividades que se ha publicado desde principios de la década de 1940, se demuestra: que los dos U-Boats no podrían haber llegado a la Antártida; Que no había una base militar secreta alemana en Dronning Maud Land; Que las tropas del SAS no atacaron la supuesta base alemana; Que los hombres del SAS en la región en ese momento tenían empleos civiles; Que la Operación Highjump fue diseñada para entrenar a la Marina de los EE.UU. para una posible guerra con la Unión Soviética en el Ártico, y no atacar a una supuesta base alemana en la Antártida; Y que la Operación Argus tuvo lugar sobre el océano a más de 2000 km al norte de Dronning Maud Land. Las actividades que se clasificaron han sido posteriormente desclasificadas y ya no es difícil separar el hecho de la fantasía, a pesar de que muchos consideran atractivo no hacerlo.
El informe completo puede descargarse en PDF.

https://www.cambridge.org/core/journals/polar-record/article/hitlers-antarctic-base-the-myth-and-the-reality/56465FFEA98E416F559C7F02AB20CE19

http://documents.mx/documents/la-base-antartica-de-hitler.html


No hay comentarios:

Publicar un comentario

SE LANZÓ EN LA FERIA DEL LIBRO LA SEGUNDA EDICIÓN DE "LOS OVNIS DE LA ANTÁRTIDA"

NOVEDAD EN LA FERIA DEL LIBRO   Ya está disponible la nueva edición, recién impresa, corregida, ampliada (y recargada) de "Los ovn...